Imagen de un pollo rompiendo el cascarón

Bienvenidos a la nueva etapa de Planeta Diego

Lo han dicho tantas veces que lo gastaron. La palabra crisis se escribe en chino combinando los ideogramas de peligro y oportunidad. Y sin dudas, este virus que vino de China generó las dos cosas.

Es casi seguro que vamos hacia una depresión económica igual de mala o peor que la del 29. Y, que el manejo de los organismos internacionales y de las autoridades locales (sean de la ideología que sean) ha dejado bastante que desear.

No es que la cosa antes del Coronavirus funcionara demasiado bien. Ninguno de los paradigmas económicos que dominaron el siglo XX se demostró adecuado para generar el bienestar de los ciudadanos. La democracia representativa no representa a nadie más que a la clase política. Una clase política que nada tiene que envidiarle a la aristocracia contemporánea a María Antonieta. 

La post pandemia nos obligará a reinventarnos o morirnos de hambre. Muchas empresas van a desaparecer dejando a cientos de miles de personas sin su medio de vida. Gente sin edad para jubilarse deberá aprender nuevas habilidades para encontrar trabajo. 

El software libre y de código abierto jugará un rol fundamental. No solo porque permitirá una sustancial reducción de costos, muy necesaria en épocas de vacas flacas, si no que servirá de inspiración para otros sectores. En las redes sociales proliferaron los proyectos de creación de máquinas de respiración artificial a un costo sustancialmente inferior. Es necesario que eso se traslade a la producción de medicamentos. Ya se está intentando con la producción de insulina. 

Millones de usuarios de todo el mundo recurren a las redes sociales para buscar entretenimiento o conseguir información no manipulada. Lamentablemente son redes sociales sospechadas de filtrar información y colaborar con gobiernos dictatoriales. Tenemos mucho por hacer para crear productos libres que la gente quiera usar. 

Planeta Diego quiere ser parte de eso. Por eso vamos a hacer algunos cambios.

Una de las decisiones que tomamos es la de no tener más publicidad. A cambio pondremos enlaces de referidos (claramente identificados al final de cada post) recomendaremos insistentemente el navegador Brave, e instalaremos un sistema de micromecenazgo. 

9 años para un blog es mucho tiempo. Por eso tomamos la decisión de no hacer una migración automática. Los post publicados anteriormente se van a revisar a mano, actualizar, corregir y volver a subir.. Les pedimos que nos tengan paciencia.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: