Éramos pocos y Amazon sacó su propia distribución Linux.

Linux 2 está dirigida al mercado corporativo y puede usarse en sus servicios Cloud y en los servidores propios de las empresas. Esta movida podría constituir un golpe para RedHat que vio afectada su cotización  y Canonical que busca financiamiento basada en su éxito en la nube y en la Internet de las Cosas.

Presentada el mes pasado, Linux 2 puede utilizarse para ejecutar muchos de los programas y tecnologías de software de servidor más populares, incluyendo el Hyper-V de Microsoft, VMware, VM VirtualBox de Oracle, Docker y la alternativa de Amazon a Docker, Amazon Machine Image.

Amazon Linux 2 está disponible como imagen de máquina de Amazon (AMI) para utilizarlo en Amazon Elastic Compute Cloud (AmazonEC2) y como imagen de contenedor de Docker para utilizarlo en cualquier entorno basado en Docker, incluyendo Amazon Elastic Container Service (Amazon ECS). También está disponible como imágenes de máquinas virtuales para soluciones de virtualización de VMware, Oracle VM VirtualBox y Microsoft Hyper-V para desarrollo y pruebas in situ. Utiliza el kernel Linux 4.9 de soporte extendido adaptado para el uso en Amazon Web Services, y las librerías gcc 7.2.1, glibc 2.25, binutils 2.27. En el repositorio Amazon Linux Extras, se incluyen paquetes de software adicionales incluyendo las versiones más actuales de bases de datos de código abierto y los lenguajes de programación más populares.

La distribución tiene soporte por 5 años incluyendo parches de seguridad y corrección de errores.

Cómo indica el número 2, existió una versión anterior con prestaciones más limitadas. Esta versión sin embargo es la que promete poner aún más en riesgo a los proveedores de software corporativo tradicionales. Si la nube de Amazon permitía utilizar el hardware que se necesitara cuando se necesitara, aún era necesario recurrir a un sistema operativo de otro proveedor.

En respuesta a la nube de Amazon, los proveedores tradicionales de hardware y software habían promocionado la “nube híbrida” que permitía a los usuarios alternar entre servicios externos y sus propios hardware. Ahora van a poder seguir haciéndolo, pero usando un producto de Amazon.

Más información

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.