Turtle (1978-2015) OFFTOPIC

En la Argentina de los 70 todavía no se había inventado la ecología. Las tortugas formaban parte de la infancia de todos los chicos gracias a Manuelita y eran las mascotas preferidas de los jardines de infante para enseñar responsabilidad a los chicos.

Me la regalaron cuando tenía 7 años, hace 37. Estuvo conmigo la infancia, adolescencia y lo que llevo de adulto. Los que nunca tuvieron tortugas podrían pensar que no son gran cosa como animales de compañía. Se equivocan.

Dejémoslo en claro. Las tortugas son animales silvestres que necesitan vivir en el medio natural en que nacieron, no en la ciudad. Sólo aquellas que por haber perdido el contacto con la naturaleza y carecen de las habilidades para reinsertarse deben quedar con sus dueños.

A la mía le gustaba la música, era poner la radio en el piso y se estacionaba al lado. Nos seguía a todas partes y había que tener cuidado de no patearla. Yo solía preguntarle si tenía vocación de pelota de fútbol. En los últimos años de su vida descubrió las delicias de la estufa (en Argentina llamamos así al aparato para calentar los ambientes, no al de cocinar).

Era el animal de compañía ideal para un bloguero, no caminaba por el teclado como suelen hacer los gatos cuando escribes algo importante y no hiciste copia de seguridad, tampoco te pedía salir cuando estabas ocupado como hacen los perros. Simplemente se ponía al lado tuyo.

De chico creía que había un lugar especial a donde iban los animales de compañía que nos dejaban. Ojala que exista y que tenga su rinconcito con césped, mucho sol, tierra, y abundancia de pepinos, lechugas y toda la fruta que le gustaba.

Anuncios

5 comentarios en “Turtle (1978-2015) OFFTOPIC”

  1. Como usuario de gatos, ex-cuidador de una tortuga morrocoy enorme (o eso me parecía a mí a los seis años, me sentaba encima de ella y me llevaba) que vivía en el jardín y un día desapareció, y amigo de gente con tortugas no, no lo entiendo, pero allá cada cual.

    Prefiero los gatos, que son como esculturas vivas, o los perros grandes, para verlos correr y saltar.

    He tenido gatos como unos 14 años y nunca se me subieron al pc. Sólo una de pequeña se me comió el cable de los auriculares. Y por cierto, se les puede educar, los míos nunca entraban a la cocina o mi cuarto sin mi permiso.

    Pobre… ¿cómo se llamaba tu tortuga? ¿De qué tipo era? ¿Qué tamaño tenía?

    Me gusta

  2. Empiezo por el final, se llamaba Turtle (si, no éramos muy originales para los nombres). No sé que raza y nunca la medí. Digamos el tamaño promedio para una tortuga de tierra.
    Yo amo a los gatos y a los perros. Tenía una gata que me caminaba por encima del teclado y jugaba con el puntero del cursor (era la época de la Commodore 64). También me comía el yogur de frutilla cuando me iba al baño.
    Puede que los gatos argentinos sean mucho más independientes que los europeos

    Me gusta

  3. ¿Nunca la mediste?
    Tengo que contenerme para no hacer un comentario.

    Si yo tuviera una tortuga la llamaría McLaren si es chica, o Fernando Alonso.

    Tu gata y la del otro tipo caminan por el teclado porque las dejan, les falta disciplina.
    Una simple cáscara de limón y listo. Lo odian, la prueba:

    O educarlas, repito, hay que repetir más que con un perro, pero aprenden.
    La mía no comía aunque le pusiera la bandeja delante, se quedaba quieta mirándome hasta que le decía “come”. Lo juro.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s