32 años de GNU

Hace 32 años Rusia y EEUU decidían sobre la vida y los bienes de las personas del resto del mundo, muchos de los cuales debían abandonar sus países para vivir en paz. Hace 32 años palestinos e israelíes comenzaban y daban por finalizadas conversaciones de paz. Hace 32 años la revista Selecciones del Reader Digest nos contaba como los comunistas malos, sucios y feos espiaban y controlaban las comunicaciones de sus habitantes. Hace 32 años fanáticos religiosos mataban personas por pensar distinto. Hace 32 años en el lunar del culo del mundo dónde se escribe este blog contábamos los días para las elecciones con miedo y esperanza sobre lo que nos podría traer el próximo gobierno. Hace 32 años, un 27 de setiembre Richard Stallman sentaba las bases del proyecto GNU

32 años después, mientras miles de personas huyen de países gobernados por dictadores protegidos por los desacuerdos entre EEUU y Rusia, los fanáticos religiosos continúan matando gente, palestinos e israelíes siguen en la misma, los gobiernos occidentales espían y controlan a sus propios ciudadanos, y los argentinos nos aprestamos a votar al presidente que va a provocar la próxima crísis económica, la idea de Stallman sigue más vigente que nunca.

Su idea fue crear un sistema operativo que tomara lo mejor de su época y pudiera ser mejorado por todo aquel que tuviera los conocimientos y las ganas de colaborar. El código fuente de ese sistema operativo, así como sus mejoras siempre van a estar disponibles al alcance de todo el mundo.

A partir de las herramientas desarrolladas para el proyecto GNU, se desarrolló Linux. Otros muchos sistemas operativos son hijos de las ideas planteadas por Stallman para GNU. La exploración del espacio, el colisionador de hadrones, la Wikipedia, los teléfonos con Android, las redes sociales y otras muchas innovaciones tecnológicas fueron posible gracias a esa idea de Stallman.

Que en 32 años no haya logrado su proyecto de un sistema operativo viable solo es culpa de su personalidad y sus limitaciones ideológicas, pero que no haya sabido avanzar con la misma rapidez que el resto por el camino que nos marcó, no desmerece el gran aporte que Richard Stallman marcó con el proyecto gnu

Anuncios

6 comentarios en “32 años de GNU”

  1. Casi nada que añadir.

    Salvo los superordenadores, no te olvides de eso.

    O la vaina esa que llaman Google, que desde el día que nació se mueve gracias a GNU/Linux.

    Y que el loco barbudo de RMS que algunos llaman integrista con “limitaciones ideológicas” nos avisó antes que Snowden o Wikileaks de que los gobiernos nos espiaban y muchos (incluyendo blogueros famosos) se rieron de él. Luego callaron como los zorros que son.

    Tienes razón en lo de que RMS “no haya sabido avanzar con la misma rapidez que el resto”. Simplemente la mayoría de las veces se adelanta a su tiempo.

    En lo de no acabar Hurd a lo mejor influye que vive viajando por el mundo y divulgando la buena nueva de GNU/Linux, dejando la tarea de crear a otros. A lo mejor.

    Pero a cambio, cada vez que habla algunos le escuchamos con devoción porque él sí tiene una visión global real y física de la realidad. No es un bloguero que pontifica desde el sofá de su casa (y sabes que no me refiero a ti).

    Me gusta

    1. Me cagaste el chiste. Iba a decir que yo pontifico parado.
      Con respecto a Stallman creo que nunca entendió que la usabilidad, la estética y la diversión son aspectos tan dignos de tener en cuenta como la libertad de modificar el código.

      En cuanto a las advertencias de Stallman yo creo que hubo un punto de inflexión en que los gobernantes dejaron de ver a la novela de Orwell (1984) como una crítica al comunismo y la empezaron a considerar un manual de instrucciones. Hace un tiempo leí una crítica de Asimov destrozando el libro de Orwell, y en el momento que Asimov la escribió era rigurosamente cierta, pero ahora los gobernantes la reivindicaron

      Me gusta

  2. RMS es un ideólogo, no un decorador, para poner GNU/Linux bonito ya hay otros.

    Sin sus motivaciones ideológicas ni sus opiniones no existirían ni GNU, ni la FSF, ni el mismísimo Software Libre. Tan simple como eso.

    Piensa en lo que hicieron dos personajes diferentes cuando descubrieron UNIX y QDOS.
    RMS pensó en modificarlo y liberarlo para que cualquiera pudiera utilizarlo.
    Gates pensó en cómo ganar dinero copiándolo y vendiéndolo como suyo (MS-DOS).

    Lo grande de las creaciones de RMS es que sirven tanto para cuestionar y cambiar mentes y actitudes como para tener una distro funcional con un bonito escritorio.

    Con gente que opine lo que tú de RMS sólo existirían temas (de pago) para window$ y versiones shareware de programas de pago.

    Nadie se habría planteado proyectos como WINE, LibreOfffice, CyanogenMod, la nube (Openstack), OLPC, los netbooks, Samba, las mismas redes sociales, todo el homebrew y la emulación, Raspberry Pi, CubieBoard, Arduino, Open Compute Project, los superordenadores, RepRap…

    Todo eso, sin un ideario que lo sustente, sería nada, o simplemente nunca hubiera sido.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s