¿Puede el Estado recomendar un navegador?

Como diseñador web he padecido a Internet Explorer 6 y su absoluta falta de respeto con los estándares. Como usuario de software libre he sufrido con sitios web que solo aceptaban Internet Explorer 6 y no querían saber nada con Firefox.

Pero ahora que la tortilla parece haberse dado vuelta tampoco estoy conforme.

Acabo de recibir un mail de un flamante Registro Nacional de Documentos de Identidad Cuestionados en el que me invitan a ingresar a su sitio web. Eso si, me recomiendan utilizar Firefox o Chrome.

Y ahí esta el tema. Que bloqueen IE 6 me parece perfecto, es un navegador obsoleto y con graves problemas de seguridad.Pero que por ahorrarse trabajo los diseñadores web obliguen a los usuarios a no usar al que todavía es el navegador más usado es una falta de respeto.
Y no pueden dar como excusa la defensa del código abierto porque el portal lo hicieron con ASP.NET.

Anuncios

6 opiniones en “¿Puede el Estado recomendar un navegador?”

  1. A mí lo que me extraña de entrada es que se cree ese registro, ¿de verdad ese problema es tan grave en Argentina? ¿Hay algún registro similar en algún otro país? Prefiero estar en peligro que registrarme en un sitio de un gobierno, bastante controlados nos tienen ya.

    Sobre el tema: me parece muy bien que una institución se dé cuenta de que el IE, sea cual sea su versión, es un peligro potencial, además de ser un navegador detestable (aún en su última versión).

    Justificar su uso porque a muchos les viene aún de serie en sus pcs con win o porque desarrolladores web ignorantes no se pongan al día es tan absurdo como pedir que todos los windoseros usen antivirus y firewalls de hace 5 años (a no ser que seas de Micro$oft, claro) y no los actualicen.

    La libertad de elección no procede en este caso, porque está en juego la seguridad. Además, hay que ser gili para usar IE, existiendo software tan bueno y personalizable como Firefox o Chromium. FIREFOX 6 es simplemente EL MEJOR NAVEGADOR QUE HA EXISTIDO NUNCA.

    El navegador es la principal herramienta de un pc, y hay que actualizarlo sí o sí, y la realidad es (repito) que el IE no es un navegador, sino un lastre y un agujero grave de seguridad.

    Para intentar concienciar a los que aún usan IE en win, propongo dos acciones:

    1.- Grabarse en un pen un Firefox Portable tuneado con las extensiones que consideremos imprescindibles (Tab Mix Plus, Videodownloader, NoScript, Screengrab, Personas Rotator, Diccionario de Español) y marcadores sobre GNU/Linux y software libre en general y pasárselo a los que aún usen win, para que descubran las bondades de ese navegador. Sólo hay que instalarlo en una carpeta del pen y copiar esa carpeta a un disco duro cualquiera y lo podrán usar en cualquier pc con win.

    2.- Grabarse en pendrive una distro en modo persistente (Mint 10 por ejemplo), con un Firefox o Chromium tuneados con las extensiones que consideremos imprescindibles (repito: Tab Mix Plus, Videodownloader, NoScript, Screengrab, Personas Rotator, Diccionario de Español). Si no es posible al menos un CD, pero con una versión reciente de Firefox, junto con documentación y enlaces sobre GNU/Linux y software libre en general.

  2. El nivel técnico de los sitios web del estado es pésimo. El sitio de AFIP para recategorizarse en el monotributo usa javascript que anda sólo en IE desde que lo hicieron y nunca lo arreglaron hasta el día de hoy. Y encima allá por 2004/2004 recomendaban IE o Netscape 6. Yo les mandé un mail explicándoles que el sitio no andaba en Netscape 6 y me respondieron con un mail automático que usara IE o Netscape 6.

    Como el usuario de esos sitios es usuario cautivo, no puede elegir otra cosa, les importa nada hacerlo respetando los estándares. Lo hacen andar con el navegador que usa el jefe y listo.

    Si quieren ver lo bien que administra sus sitios el gobierno, hagan esta búsqueda en google

    buy viagra site:gov.ar

    A mi me trae 27.000 sitios hackeados. Yo trataría de evitar darle mis datos a toda costa. Es seguro que se los van a robar.

Deja un comentario